Recomendaciones para el control de la mosca negra

27 views

Durante el periodo invernal, es notable la aparición de nuevas brotaciones en la especie citrícola, lo cual representa un alimento ideal para insectos chupadores. En el caso de la mosca negra adulta, ella se alimenta de la sabia de la planta y absorbe las sustancias azucaradas, lo que propicia la aparición de la fumagina, un hongo saprofito que cubre la parte superior de las hojas y las deja de un color negruzco, con una cobertura parecida al hollín.

El insecto ovoposita en follaje y empieza nuevamente el ciclo de la plaga. Lo prioritario es actuar de forma puntual para evitar la diseminación del mal.

“Es importante proteger los brotes a fin de que la mosca no tome predominancia en la planta. En ocasiones, encontramos árboles totalmente negros y parcelas improductivas. La planta no puede hacer fotosíntesis, y así no puede dar frutos; entonces, se ve totalmente resentida”, explicó el Ingeniero Agrónomo Luis González Segnana, especialista en cítricos y fitopatología de la Faculta de Ciencias Agrarias de la Universidad Nacional de Asunción (FCV-UNA). Agregó que si el fruticultor logra combatir a la mosca, también desaparecerá la fumagina.

MÉTODOS DE CONTROL

Existen varios productos químicos tradicionales en dosis bien establecidas, aunque una alternativa casera, que no es tóxica y no genera residualidad, es un preparado compuesto por agua, aceite y detergente. La mezcla utiliza 2% de aceite y 2% de detergente por cada litro de agua, lo que corresponde a 20 ml cada uno. Actúa en moscas adultas como ninfas.

La ventaja de este producto es que combate ácaros y otras plagas. Para la mezcla es útil cualquier tipo de aceite, sea girasol, soja, canola u oliva.

INSECTICIDA DE CONTACTO

El insecticida casero actúa por contacto, por ende, el productor debe mojar al insecto para lograr el efecto deseado. El defensivo obstruye los espiráculos de los insectos, y esto le impide respirar; en consecuencia, muere por asfixia. “Con una buena cobertura del producto, es posible lograr un 90% y 100% de eficiencia”, acotó González Segnana. Su ventaja es que puede aplicarse inmediatamente después de su preparación.

RECOMENDACIONES

La fumigación debe realizarse durante las primeras horas de la mañana y últimas horas de la tarde; no obstante, es fundamental aplicar el líquido de abajo para arriba, debido a que la mosca negra se coloca en el envés de la hoja. “Hay que tratar de cubrir toda la superficie para que los insectos adultos no puedan ovopositar”, refirió el profesional. En principio, la periodicidad de aplicación es de una vez cada quince días; posteriormente, monitorear la parcela y aplicar de acuerdo a la necesidad

Fuente: ABC